Se dice que…a raíz del todavía dudoso triunfo de la fórmula González-Pastori sobre la dupla Navarro-Staudt , las escandalosas denuncias cruzadas y la falta de transparencia en el acto eleccionario, el radicalismo misionero habría perdido en la población un alto grado de credibilidad y de esperanza para aquellos que los veían como una opción de gobierno para el 2015. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website