Se dice que…El Director Ejecutivo de la EBY parece no comprender los vaivenes de la política y su embestida judicial contra Oscar Thomas podría involucrar seriamente a Humberto Schiavoni. Martín Goerling se habría ofrecido a aportar datos “complementarios” a la justicia. Según sus palabras “en la mansión de Thomas de Candelaria, se secuestraron 82 cajas con documentación de la EBY”, donde trascendio por fuentes judiciales aparecería el nombre del senador nacional de Cambiemos en varias oportunidades. El dato de color es que en el PRO de paladar negro, se piensa que Martín Goerling tiene ambiciones políticas más allá de Cambiemos, buscaría sacarse de encima a Humberto Schiavoni y renunciar a su cargo en la EBY para limpiar su imagen.